La escuela es la mejor oportunidad que tienes para contar con mayores posibilidades de éxito en tu vida personal y profesional. Cualquier persona que quiera lo mejor para ti seguramente te recomendará que estudies hasta que concluyas al menos el bachillerato, pero con el mayor deseo de que puedas continuar a la educación superior.

La tarea docente es una de las más gratificantes que puede haber. Enseñar a otros es nuestra vocación, nuestra profesión, nuestra ocupación y nuestra misión. Muy pocas actividades profesionales pueden presumir de ello. Sin embargo, enseñar es tarea compleja y requiere que continuamente tengamos contacto con referentes que nos permitan valorar nuestro desempeño.